}





La era de la información

Poco a poco hemos observado cómo las empresas han pasado de la era industrial, en donde típicamente mayor producción representa menores costos, a la era de la información.

Los sistemas administrativos fueron diseñados en el pasado para una tecnología más simple, con competidores locales y no globales, los servicios eran estándares y no a la medida, donde la velocidad, calidad y desempeño eran menos críticos para el éxito.

Hoy más que nunca se necesita información oportuna para dar forma a decisiones estratégicas acerca de procesos, productos, servicios y clientes. El reto hoy es ofrecer reportes puntuales y periódicos automatizados con información precisa que faciliten el control y la medición, que ayude a mejorar la eficiencia de la empresa.
     
Un buen software de ERP, por extraordinario que sea, no logrará el éxito estratégico por sí solo, ya que es necesario cubrir otras funciones de la empresa como la satisfacción del cliente, procesos productivos, distribución adecuada, sistemas de control, entre otros.   

Un mal software puede estropear absolutamente todo lo que ya hemos mencionado, porque sin información oportuna, nos lleva a tomar decisiones erróneas. En este contexto de competitividad es inevitable pensar en los software tradicionales en comparación con los software en la nube donde la información además de ser precisa la obtienes en tiempo real.


"The Information Age gallery exhibit" by ellisp is licensed under CC BY-SA 2.0